Buceando en la Isla de San Andrés

Buceando en la Isla de San Andrés

por Antonio Salinas Cervi

Cerca del puerto de Carboneras (Almería) surge del mar una pequeña isla con forma de  ballena, fruto de un pasado más violento. Se trata de la Isla de San Andrés, catalogada por la Junta de Andalucía como Monumento Natural en el año 2003. La isla está formada por dos islotes de roca volcánica, Isla Grande e Isla Chica.

La superficie de la isla está poblada de aves marinas como pardelas, cormoranes o gaviotas,

1abb2d76-8220-40ce-82f2-ca0f38343c90

Comida de hermandad del CUB después de realizar las inmersiones

pero no fue su superficie la que nos atrajo. A pocos metros bajo ella, cubierta por un increíble mar azulado, se extiende una alfombra de grietas y recovecos cubiertos por un tapiz de ondulante Posidonia oceánica. Es el mediterráneo en estado puro, primigenio, tallado por inmensas fuerzas geológicas del pasado. Cerca de esta isla podemos encontrar incluso una montaña sumergida, un antiguo cono volcánico que cuenta incluso con el cráter de eyección de materiales.

Este paisaje, de una enorme espectacularidad y con una vida exuberante, nos hizo madrugar a algunos miembros del CUB para salir desde Granada la mañana del mismo sábado y estar puntualmente a la hora de la inmersión. Pero esto nunca es problema cuando te prometen un día entre compañeros disfrutando del hermoso azul.

El centro de buceo elegido fue Branquias, de Carboneras, todo un referente del buceo de la zona. Su centro, amplio y bien distribuido, nos permitió cambiarnos de forma cómoda antes de coger la furgoneta que nos servía de lanzadera para llegar al puerto. La preparación de los equipos se realizó en el muelle y, tras solventar alguno de los típicos problemas de tóricas, nos embarcamos en el eficiente barco de Branquias.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Las inmersiones no defraudaron. Concretamente realizamos “La Cueva de las Corvinas” y “El Cráter”,  y nos encontramos un mar cómodo, de increíble transparencia y lleno de vida. A nuestro paso se abrían los ordenados bancos de corvinas mientras los sargos exploraban el blanco fondo arenoso. El verde de la posidonia enmarcaba perfectamente el azul del mar, y las múltiples oquedades de la roca volcánica permitían mil escondrijos donde la vida se refugiaba. A ello se unían los múltiples arcos y túneles, así como el propio cráter por el que tuvimos que descender para salir del interior de la montaña, desde su parte inferior, hasta una terraza de arena blanca, casi caribeña.

Pero no vamos a seguir hablando, prefiero que lo veáis.  Aquí tenéis mi video, una pequeña muestra, por que es imposible mostrarlo todo en un video de 7 minutos, pero que creo que os gustará.

Anuncios
Asistiendo a la Floración de Posidonia oceanica

Asistiendo a la Floración de Posidonia oceanica

Por Antonio Salinas

Toma de imagenes de Posidonia Oceanica

Tomando imágenes de Posidonia oceánica. Fotografia de Juan D. López-Arquillo

           El pasado sábado 24 de octubre un grupo de buceadores del CUB se desplazó hasta Aguadulce, Almería, ya que habíamos sido advertidos de que se estaba produciendo un fenómeno cuando menos escaso: la floración de la Posidonia.

              Posidonia oceanica es una fanerógama marina autóctona de nuestro mar Mediterráneo y que solo se da en este.  Las fanerógamas, también llamadas espermatofitas son plantas completas con raíces, hojas, flores y semillas. No se trata por tanto, aunque las veamos sumergidas, de algas. De forma parecida a lo que ocurrió a los cetáceos marinos, las fanerógamas marinas regresaron al mar readaptándose completamente al nuevo ambiente. Posidonia oceanica tiene una gran importancia en el ecosistema y es un excelente biomarcador de la salud del agua debido a que necesita para su desarrollo  de aguas particularmente claras y limpias. Sus raíces y hojas retienen el sustrato y ralentizan la fuerza de las olas permitiendo la conservación de las playas, al tiempo que conforman un adecuado abrigo para que multitud de animales encuentren refugio.

            Posidonia oceanica se reproduce de forma asexual y sexual. La reproducción asexual, por otra parte la más común, se produce cuando los rizomas de la planta se dividen en nuevos haces. El sistema

Posidonia oceanica. Fotografía de Juan D. López Arquillo

Posidonia oceanica. Fotografía de Juan D. López Arquillo

sexual de

reproducción de esta planta es más raro y se produce  en un periodo que puede ir desde los tres hasta los diez años. En los raros momentos en que se produce, generalmente en otoño, Posidonia oceanica genera una flor del mismo color que la planta. La flor no es en absoluto espectacular ni de vivos colores sencillamente por que no lo necesita. Posidonia no necesita atraer insectos para garantizar la polinización, ya

que esta depende exclusivamente de las corrientes marinas. El fruto producido es verde oscuro, de color y aspecto aceitunado, razón por la que desde antiguo se las conoce como “aceitunas de mar”. El despliegue de estos frutos y su transporte a través de las corrientes permite a Posidonia oceanica  conquistar amplios y lejanos territorios.

               Dado que es, como hemos visto, un evento raro, el CUB consideró interesante confirmar las noticias de floración para lo que decidió coordinar un viaje hasta Aguadulce, Almería, donde los amigos de Aquatours nos ayudaron a comprobar in situ este fenómeno.

                 La primera de las inmersiones, bajo un cielo plomizo y con un mar ligeramente levantado, la realizamos en el punto

Gorgonias en Bello Rincón. Fotografía Juan D. López Arquillo

Gorgonias en Bello Rincón. Fotografía Juan D. López Arquillo

de buceo conocido como Bello Rincón. Junto a unos impresionantes acantilados nos sumergimos en unas aguas que nos sorprendieron por su calidez y claridad, muy distinta al ambiente otoñal de superficie. Toda la zona  de buceo está

formada por grandes rocas desprendidas de los acantilados cercanos, consistiendo la inmersión en un fascinante viaje entre ellas, investigando sus cuevecitas y agujeros. En la arena vemos también nacras (Pinna nobilis) de gran tamaño, otro indicador de la calidad de estas aguas.

                   La segunda inmersión la realizaríamos precisamente en el punto conocido como Arrecife Barrera de Posidonia. La inmersión, que en principio debía ser sencilla ya que se realizaba a muy pocos metros (5 o 6 metros como máximo) se complicó debido al mar de

fondo que complicaba la navegación y que deterioró la visibilidad a no más de 5 metros. Con todo y con eso pudimos ver la barrera de posidonia, comprobando la fortaleza de su estructura y buscando hasta encontrar las pequeñas flores de esta.

                  Un fantástico día y unas magnificas inmersiones en las que hicimos lo que más nos gusta a los miembros del CUB, bucear añadiendo unas pinceladas de ciencia.

El equipo del CUB después de ñas inmersiones. Fotografía de Juan D. López Arquillo

El equipo del CUB después de las inmersiones. Fotografía de Juan D. López Arquillo

 

 

Ruidera: Paraíso subacuatico interior

Ruidera: Paraíso subacuatico interior

Todo el mundo te dice.. bucear en agua dulce es muy diferente, te hundes más rápido, la visibilidad es complicada, remolinos peligrosos, todo lleno de hiervas que se te enganchan… etc.

20150926_100223

La gente del CUB tuvimos, el sábado 26 de Septiembre de 2015, la oportunidad de hacer dos inmersiones  en las Lagunas de Ruidera y poder comprobar “in situ” que hay de verdad y de mentira en lo que la gente dice.

Para los que  por primera vez probábamos el agua dulce, en este apasionante mundo del buceo, podemos decir que…. es algo que debéis experimentar por vosotros solos, personalmente no me veo con autoridad de decir lo que vais a sentir vosotros cuando buceéis por primera vez en este medio, y ya no digo nada en un entorno como el que nos ofrecen las Lagunas de Ruidera.

RUIDERA (2)

RUIDERA (1)

Son sensaciones diferentes a las del mar, claro que si!, pero son sensaciones que cada uno debe de experimentarlas y sentirlas.

En mi caso fue como multiplicar por 1000 la paz y la relajación que me provoca el bucear en el mar, el estar en un entorno tan espectacular, tan tranquilo, ese agua dulce recorriendo todos mis sentidos, me provoco un estado de tal bienestar y satisfacción que ya os digo que lo probéis, no lo dudéis, si se os plantea la opción de poder ir a Ruidera, “tirarle pa alla ya!!!”

Por otro lado tenéis también las sensaciones que algunos de mis compañeros quieren compartir con vosotros, que espero que después de leer este artículo seáis futuros buceadores de agua dulce y si ya lo habéis sido, pues repitáis como haremos nosotros en cuanto la conciliación familiar y laboral nos lo permita.

“Bucear en las dulces turquesas, me dejó una agradable sensación de buceo fácil, de bajo riesgo, en un entorno que sorprende y en un lugar perfecto para practicar flotabilidad” – Miguelon.

“Sensaciones fantásticas que se pueden explicar pero no sentirlas igual. Una de ellas, ir buceando por esa vegetación, me pareció una aventura sensacional” – Ana.

“Bucear en Ruidera… sensación de tranquilidad… Me quedo con la imagen y la emoción que sentí al estar quieta al lado de un Lucio entre toda esa vegetación enmarañada” – Rebeca.

Así con esto, y agradeciendo el trato que se nos dio desde Ruidera Activa, con quienes hicimos las inmersiones, solo me queda poneros los detalles técnicos de las inmersiones y despedirme hasta mi próxima entrada en la web.


CARACTERÍSTICAS DE LA DOBLE INMERSIÓN EN RUIDERA

FECHA: Mañana del sábado 26 de septiembre de 2015.

LUGAR: Ruidera – Laguna Colgada.

PROFUNDIDAD MÁXIMA: 9 metros.

TEMPERATURA DEL AGUA: 18 ºC.

TIEMPO DE INMERSIÓN: 55 min.


LUGAR: Ruidera – Laguna Tinaja.

PROFUNDIDAD MÁXIMA: 4 metros.

TEMPERATURA DEL AGUA: 18 ºC.

TIEMPO DE INMERSIÓN: 60 min.


Captura de pantalla 2015-10-08 09.31.19

Captura de pantalla 2015-10-08 09.30.45